Estación Quilmes: 22-dic-2011

  Alberto Girri

22 de diciembre de 2011



El agradecido


La eternidad es conservar el ángel de los orígenes.
Más allá de la sana educación y de la idea de la muerte,
en los festivales del fuego
donde los alaridos primeros sorprenden al corazón que dormita,
allá donde los ojos de lo increíble caen como viejas fragancias
ante el gozo de cantar y hacer que todo viva,
y vivan las guaridas del arco iris.
Allá donde las vocaciones infantiles que sirven la soledad
miran irritadas como en lugar de sortijas
el azar, el ocio, la intangible venda del amor
les coloca sombras lánguidas de niñas
para recibir dignamente la sed que se inaugura,
el ángel (se adivina su gracia de ciego)
revela que el mundo es una llama
rendida sólo a la blanca codicia de perderse,
o devastarse contra un hombro.
Lo demás, collar vergonzoso de palabras,
flechas lanzadas hacia prostituciones
y engaños,
y uniones criminales,
y bien dotados hechizos para tranquilizar a los poetas,
conservémoslo también.



Alberto Girri
Argentino (1919 – 1991)

De: Coronación de la espera, 1947

En: “Los poetas del 40” – Selección CEAL – 1968