Estación Quilmes: 04-ene-2016

  Damián Jerónimo Andreñuk

4 de enero de 2016




Desde un espacio ínfimo


Identifico en ella lo que se ha ido de mí;
cómo respeta el amor del corazón,
cómo cambia de búsquedas tiznada de nubes,
cómo sangra feliz eludiendo abismarse.

No se arrastra ni se escapa
ni le implica un esfuerzo su autenticidad;
discretamente aporta sus alas,
reconstruye la historia desde un espacio ínfimo
y consigue una versión mucho más pura.  



Poema del desasosiego


Yo que fui un adusto niño
rezagado por el miedo,
yo que albergo muy adentro
este declive sin fin que me acompaña
en mi estática caída
aunque mi sangre rebulla a borbotones
atizada por mis muertos,
yo que he buscado en vano
las raíces de la vida
y una inmóvil victoria sobre el tiempo,
yo que soy esta gris mezcla de contradicciones
en una única sustancia,
que he sido encerrado en este cuerpo
con un íntimo enemigo desde mi nacimiento,
yo que he quedado a solas tantas veces
con el vértigo y con el azoramiento,
yo que seré hasta siempre
un puñadito de ceniza deslucida
en que cualquiera soplará mi obstinación,
mi vanidad y mis tormentos,
yo que no sé habitar mi nombre
y que he cargado largamente
con las piedras del apego y la carencia;
sé que nunca habrá respuestas para mis temblores
pero he erigido un sacro templo para los “no importa”.



Un jardín antiguamente amado


  Estás a salvo.
  Te nutre y te conduce
  la gran sabiduría
          de la sangre.

  Y cuando marches a través de todas tus edades
         como por un jardín antiguamente
                    amado,
     cuando concibas a la muerte
        y sus tinieblas insaciables,
     cuando el último brillo de tu boca
        se apague duramente
  serás aún
        la fugitiva niña despojada de máscaras
         que los atardeceres reconocen,
  serás el amarillo dulce
         que las hojas de otoño
                  desvanecen.

  Seguirás abriendo con tus manos
  bellísimos portales
                        en el aire.



Damián Jerónimo Andreñuk 



Nació en City Bell en 1986 y reside en Villa Elisa, ambas localidades ubicadas en el partido de La Plata, Bs. As. A través de certámenes, publicó tres libros: Omisiones (2010), Portales al vacío (2011) y Metástasis (2015). También obtuvo varias distinciones; entre ellas, el Primer Premio en el X Concurso Internacional de Poesía organizado por Ediciones Hespérides en 2012, que le valió la publicación de un cuadernillo: Formas concretas (2013). Y el Primer Premio en el V Concurso Internacional Literarte, que le valió la publicación de otro cuadernillo: Silencio de crisálidas (2015).


Fotografía brindada por el autor
Obra: Svetlana Kolosova  (Rusia)